Primer Aniversario.

Hoy no ha sido un buen día. La enfermedad ataca a su desdichado bloger y las circunstancias de la vida lo obligan a permanecer en el estado suspendido que oscila entre el desempleo, el egreso universitario y el nihilismo de apetitos/experiencias. Para ser claros: me ha ido muy de la jodida. Pero basta, que esto no es el muro de los lamentos, ni Cosas de la Vida (ese infame seudo-programa de tragedias típicas), esto es Espirales Vacíos [Un punto más allá del infinito] y está de fiesta. Según el correo que tengo en mi bandeja de gmail, este blog cumple UN AÑO DE VIDA, y he querido festejarlo con lo que mejor sé hacer -supongo que saber aderezar la comida no cuenta para la comunidad en Internet- escribir sobre lo escrito.

Hace un año cuando inició este humilde espacio tenía la tarea -que sigue persistiendo en mi cabeza- de crear un fondo para todos esos escritos que hubieran acabado en la papelera de reciclaje. No quiero mentirles, más de la mitad del material de este blog sigue en borradores. Ya sea por falta de tiempo para revisar textos, la pena que siempre se nos encaja en el culo virtual, o la desidia subjetiva, muchos cuentos, ensayos y uno que otro vuelo sigue encerrado en ese claustro llamado disco duro. En fin, algún día esos textos saldrán a la luz o de plano se revelaran y el editor-escritor-promotor-oligarca de este su blog tendrá que aceptar la rebelión de los textos malditos.

A lo largo de doce meses de existencia Espirales Vacíos ha crecido algo. De ser un espacio sin visitas, entre los incontables cajones de este universo de los blogs literarios,a tener una decena de visitas semanales. Nada mal para una comunidad donde la lectura tiene que pelear con lo visual, con los iPhones gratis si le pegas al gatito, los avisos de sexo en la ciudad esta noche o los incontables escritores -buenos y malos- que perecen a diario en las redes sociales. Espirales Vacíos sigue como una apuesta por la autogestión y la independencia -aunque hay que admitir que es MUUUUUUY independiente- tanto que todavía sigue sin ser conocido por el 80% de mis amigos virtuales. En fin, si usted es del 20% afortunado en conocer y visitar de vez en cuando este blog sepa que el autor le está muy agradecido.

Repasemos el sentido y el valor de Espirales Vacíos. El blog surgió como un rescate de otro -El País de la Niebla- donde solían acabar mis tareas o ejercicios de los talleres literarios y las clases de mi licenciatura. Cuando hice Espirales Vacíos me di a la tarea de escribir y publicar por el puro antojo en este espacio, y así es como ha sucedido. En el transcurso de 12 meses he redactado cuentos, algunos nada memorables y otros para el olvido, ensayos (éstos en cambio sí han sido recibidos y hasta leídos en foros, coloquios y congresos), recomendaciones literarias (tal vez la sección más visitada y comentada) y lo que he llamado Caleidoscopio -una especie de novela fragmentada que intenta recuperar los instantes que prevalecen de una autobiografía proyectada-. Bajo la categoría de poesía solo he redactado dos textos -una especie de parodia a la modernidad y un texto libre que data de un ejercicio personal-. Y por último, con la etiqueta de Antología se han bautizado aquellos textos que oscilan entre la anécdota, la crónica y la invención personal, memorable es la entrada de un viaje a la capital y la no entrada de un pene. A veces al autor le da por inventarse fábulas con tintes eróticos, lo cual es una falta de pudor que si bien funciona al momento de escribir resulta bochornosa al momento de la re-lectura, pero todo sea por amor al arte de no comer.

Para concluir este brevísimo ejercicio de aniversario quiero reiterar el agradecimiento por las lecturas, los comentarios y los seguidores en WordPress, Twitter, Facebook y otros medios. Este blog seguirá haciendo lo mismo, ya no sé si con más frecuencia o con menos pero lo hará. Su autor-editor-escritor-promotor-proxeneta les da los buenos deseos, el beneficio del comentario, la mentada, el urra o el bu, y los invita a seguir leyendo, escribir sus propios blogs y crear una comunidad de gente sin oficio ni beneficio que la pasa bastante bien escribiendo lo que le da la gana. Sean pues, acreedores a un pastel, una copa de whisky y el payaso virtual de este cumpleaños simulado.

*Se aceptar regalosb216d461baeede33e3f3b44212bf764d

Anuncios

Un pensamiento en “Primer Aniversario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s